Rosie Huntington-Whiteley. Su dieta y ejercicios.

La nueva chica de Transformers: El lado oscuro de la luna, nos cuenta el secreto de su figura. El ejercicio favorito de Rosie Huntington-Whiteley es el "boxeo sin rival", osea, golpear un saco de boxeo durante una hora tres veces por semana. No se considera asistente asidua de los gimnasios, aunque reconoce que dos o tres veces al mes suele ir a hacer algo de "Cardio" y pesas para mantenerse fuerte.

Con respecto a su dieta, asegura que la mantiene todo el año, aunque no se priva de comer una de sus comidas favoritas, pizzas y hamburguesas con patatas (una gran fuente de proteínas e hidratos de carbono), buscando el equilibrio para no "pasarse". Está claro que ésta es la típica versión de las celebrities, las cuales no suelen reconocer que siguen dietas mucho más estrictas de las que dicen seguir.



Para el rodaje de Transformers, Rosie Huntington tuvo dos entrenadores personales para prepararla y ponerla a punto, ya que el papel exigía tanto una figura brillante, como un esfuerzo físico para ciertas escenas, por lo que tuvo una rutina de ejercicios severa durante un mes, donde no perdió peso y ganó masa muscular. Entre los ejercicios que le exigía el rodaje se encontraban el Fitness, correr entre uno y dos kilómetros diarios y mucho gimnasio para fortalecer y reafirmar glúteos, pechos y brazos, además de una buena tabla de ejercicios de abdominales.

El guion, como igualmente viene siendo habitual en las estrellas de Hollywood, exigía una dieta rica a base de mucha fruta, verduras y pasta, por lo que después de un mes de preparación para el rodaje, los resultados de un corto e intensivo entrenamiento, saltan a la vista.