Remedios para curar los granos de acné y prevenir las marcas.

Aunque el acné suele mejorar en primavera y verano debido al beneficioso efecto del sol, también es cierto que el calor calienta la piel, lo que dilata los capilares y activa las glándulas que segregan la grasa bajo la piel.

La tregua que da el verano a las pieles grasas y con tendencia al acné está a punto de finalizar. Por suerte, hay toda una serie de remedios de urgencia que te ayudarán a plantar cara a los granos mas inoportunos y a prevenir las marcas que dichos granos producen.

Ninguno de los vegetales de esta lista debería faltar en tu dieta, ya que son unos remedios excelentes para prevenir la aparición de los temidos granos.




  • Ajo, col y cebolla: Son una fuente inagotable de azufre, un nutriente que controla la excesiva producción de grasa bajo la piel.De hecho el jabón de azufre es uno de los mejores aliados en el cuidado de una piel con acné.
  • Uvas: Gracias a su contenido en vitaminas del grupo B, la uva ayuda a controlar el acné de tipo hormonal y el que se dispara a causa de los nervios. Similar función tienen los aguacates y los plátanos.
  • Zanahoria: Tomada con regularidad, el zumo de zanahoria, especialmente si se prepara con naranja y tomate, reduce la producción de sebo, al tiempo que previene las escamaciones cutáneas.
Si no has podido prevenir los granos y ya los tienes prueba los siguientes trucos: 

  • Jugo de cebolla: El jugo de cebolla va directo al grano, aplica unas pocas gotas de jugo de cebolla sobre el grano. La gran acción bactericida de este alimento explica su utilidad en el tratamiento de los granos de acné.
  • Berros: El berro se convertirá en tu mejor aliado para combatir el acné. En aplicaciones externas, tanto el jugo como las hojas de berro picadas aceleran la curación de los granos. No es su única utilidad: las ensaladas que se preparan con esta hortaliza favorecen la eliminación de las toxinas, lo que mejora notablemente el estado de la piel.
  • Aceite esencial del árbol del té : El aceite esencial de este árbol, tiene doble efecto tanto desinfectante como cicatrizante. Se utiliza aplicando por las noches una sola gota de este aceite puro sobre cada grano. Si tienes la piel sensible o muy reseca alrededor de la erupción, ten la precaución de diluir el preparado en unas gotas de aceite de jojoba, una loción que hidrata sin engrasar el cutis.
  • Abedul: El abedul es para los granos mas rebeldes, en cuanto veas un grano mas rebelde que está a punto de madurar, prepara una decocción de abedul, utilizando cuatro cucharadas de la corteza seca de este árbol por medio litro de agua. Deja que hierva 20 minutos, filtra y aplica el líquido resultante sobre la zona afectada con una gasa. Este remedio, además de detener la infección de los granos, acelera la cicatrización de la piel. En uso interno, la infusión de hojas de abedul actúa como un excelente depurativo. Ideal tras los excesos de la dieta en  el verano.
Y para prevenir las marcas del acné nada mejor que los siguientes trucos: 

  • Avena: El preparado que se obtiene al mezclar harina de avena con miel y clara de huevo batida exfolia suavemente la piel, lo que favorece su reparación natural.
  • Áloe Vera: Aplicado con constancia , el gel de áloe ayuda a regenerar la piel agredida. Es ideal en zonas de considerable extensión, como la espalda o el escote.
  • Aceite de hipérico: Si las marcas no son recientes, prepara una fabulosa loción cicatrizante macerando 100g de hipérico fresco en un litro de aceite de oliva durante 45 días. Filtra y aplica cada noche sobre las pequeñas cicatrices.
  • Aceite de Avellana: Es otro de los aceites más apropiados para las pieles dañadas por acné juvenil que continúan caracterizándose por su tendencia grasa.
Relacionados:

Comentarios